Fertilizante Mineral

36.00
42.25
42.00
24.50
8.75
12.5033.00
38.00
39.00
13.75
34.00
35.00
64.0098.00
15.00
8.0039.00
21.25
6.2521.25
-4%
135.00 130.00
13.0038.00
-5%
28.00125.00
17.0078.50
3.9514.00
3.9514.00
-6%
144.00 135.00
13.2555.50
20.00
-8%
140.00445.50
26.50
-7%
52.00170.00
22.25
19.0057.50
20.0057.00
20.0057.00
7.6531.00
10.9536.00
12.25
-6%
37.00110.00
38.00107.50
36.00
-4%
27.00109.00
-4%
31.00120.00
20.6067.50
24.50
24.00
32.50115.00
29.0090.00

Un fertilizante mineral es aquel que está compuesto, como su propio nombre indica, por elementos de origen mineral. La mayoría de los fertilizantes o abonos de este tipo han sido fabricados mediante procesos químicos y contienen los elementos nutritivos primarios que toda planta necesita para crecer: nitrógeno (N), fósforo (P) y potasio (K).

  • El nitrógeno es esencial para el crecimiento de hojas y tallos. La etapa en la que tu cultivo va a necesitar más nitrógeno es la de crecimiento.
  • El fósforo, además de mejorar la absorción del agua, es especialmente importante para las raíces y las flores. Es fundamental que tus plantas cuenten con las dosis de fósforo adecuadas en todo momento, pero especialmente en las etapas de crecimiento y floración.
  • El potasio es el responsable de activar la fotosíntesis y también juega un papel fundamental en el sistema enzimático. Además, permite que las plantas formen tejidos más resistentes para protegerlas de condiciones adversas como la sequía o el frío extremo.

¿Qué es un fertilizante mineral?

¿Todavía te quedan dudas sobre qué es un fertilizante mineral? Pues sigue leyendo, porque en las próximas líneas te contamos todo lo que necesitas saber sobre este tipo de fertilizantes.

Los fertilizantes minerales son muy utilizados para el cultivo de cannabis por varios motivos:

  • Sus elementos son asimilables por la planta de forma directa, por lo que su acción es más rápida que la de los fertilizantes orgánicos.
  • Al proporcionar los nutrientes de manera inmediata, es la solución ideal para los casos en los que hayas notado que tus plantas presentan algún tipo de carencia que deba ser cubierta rápidamente.
  • Son muy sencillos de utilizar. Ahora bien, es muy importante que los utilices con moderación. Para ello, te recomendamos que sigas al pie de la letra las tablas de aplicación de cada fabricante.

Si te interesa comprar un fertilizante mineral, puedes hacerlo a través de nuestra página web. ¡Tenemos los mejores fertilizantes minerales del mercado!

Fertilizante mineral para plantas

Los fertilizantes minerales para plantas se encuentran en formato sólido o líquido y existen opciones para todo tipo de sistemas de cultivo: en tierra, hidropónicos o en fibra de coco.

La fórmula de cada producto varía en función del fabricante y de la concentración de cada uno de los elementos presentes. Por lo tanto, cada fertilizante está pensado para satisfacer necesidades nutricionales diferentes.

Los fertilizantes minerales presentan algunas ventajas si los comparamos con los orgánicos:

  • Son más económicos
  • Poseen una mayor concentración de elementos nutritivos
  • Son más solubles, por lo que la planta podrá disponer de los nutrientes que necesita mucho más rápido.

Ahora bien, la clave para saber qué tipo de fertilizante necesita tu cultivo en cada momento está en la buena observación. Es decir, el cultivador tiene que estar muy atento para anticipar las posibles carencias o excesos. Además, es necesario proporcionar un buen equilibrio nutricional a las plantas, por lo que se debe buscar la combinación adecuada entre los diferentes elementos de los que están compuestos los fertilizantes.

Abono mineral

Recapitulando: es muy frecuente el uso del abono mineral en la producción de cannabis, puesto que, si se hace de manera correcta, se consigue sacar el máximo rendimiento de las plantas y se obtienen así cosechas de gran peso y potencia.

Los abonos minerales están elaborados con las proporciones exactas de nutrientes que las plantas necesitan. Esto se traduce en que el abono mineral es absorbido de forma prácticamente inmediata por la planta, por lo que resulta mucho más sencillo llevar un control estricto del aporte de nutrientes. Además, como ya hemos mencionado, el abono mineral es el ideal si lo que necesitas es corregir inmediatamente las posibles carencias nutricionales que hayas detectado en tu planta.

Al llevar un control tan estricto de los nutrientes que le aportas a tu cultivo, podrás conseguir que los resultados sean mucho mejores, es decir, que las plantas ofrezcan cosechas de máximo peso y calidad.